28.11.15

Arriésgate y elige tus propios muros, serás más libre

El problema con los frenos que te imponen otros, es que efectivamente y como muy bien dijo ayer El Roto en El País, es que pierdes perspectiva y libertad para elegir qué quieren mirar, de qué forma quieres saber lo que te está rodeando. No te dejes llevar de la mano hacia los muros que otros hayan construido por tí. Arriésgate y elige tus propios muros, pues así aprenderás más fácil darles la vuelta y subirlos o atravesarlos. Verás que es mucho más sencillo de lo que otros te están diciendo.

No se debe emplear el terror contra el terror

Sin duda la seguridad es importante, pero nunca debería comerse la libertad ni convertirse en un obstáculo para el funcionamiento básico de las sociedades. Cerrar una ciudad como ha sucedido con Bruselas, prohibir que abran los colegios, museos, centros comerciales o sistemas de transportes urbanos, además de un gran error pues da publicidad constante a los terroristas, es también matar moscas a cañonazos. Las posibilidades de evitar así un atentado son mínimas y en cualquier caso sería retrasar la violencia. Y procurar la seguridad total además de imposible no encaja para nada con las posibilidades reales de esta sociedad actual. Para defenderse del terror de este siglo hay que emplear mecanismos muchos más efectivos que prohibir a las personas salir a la calle. Por ejemplo actuar sobre las compras y ventas de productos que ayuden al terror, sean armas, petróleo, cereales o gas.

En todo desnudo existe la necesidad de la contemplación

Es curioso observar que a veces escribo de tonterías que logran un centenar de visitas en pocas horas, mientras que a veces sobre asuntos serios no llegan a las 30 tras unos días ya colgadas. Cuando son temas importantes la competencia en la red es tremenda y apareces en posiciones flojas en los buscadores. Nos quedan a los pobres de espíritu hablar de cosas muy minoritarias para lograr unas visitas aceptables. Aunque nadie sabría explicar qué son o cuántas deben ser las visitas aceptables ante un escrito de unas pocas líneas.

Escribir muchas veces es un placer para quien lo hacemos. Así que lo de lograr lectores casi sería lo de menos. Pero también es cierto que dentro de todo desnudo existe la necesidad de la contemplación. Y si falta, hay que buscar un espejo con urgencia. Desnudarse para no enseñar o no verse, no sirve para casi nada, hace frío si nadie te observa.

La vida es rara, tal vez por eso es fabulosamente maravillosa. Pero no es fácil de entender, hay que asumirlo. Las sensaciones van cambiando, incluso hay ocasiones de varias veces en el mismo día. Somos volubles pero también constantes y fieles. Es compatible ser cambiante y ser muy fiel. Es totalmente posible e incluso necesario.

24.11.15

Los jubilados españoles no somos abuelos, somos consumidores

Los jubilados somos mayoría, los que más dinero tenemos, los que de más horas libres disponemos para consumir o para ayudar, los más activos en las ONG e incluso los que más hablamos o escribimos. Pero seguimos considerando a los jóvenes en estas sociedades modernas como los que deben dirigir al mundo, olvidándonos de los abueletes como si sólo fuéramos un montón de carne agostada, cercana al matadero. Je, y je.

Los jubilados somos los que además acudimos a votar y de eso no se están enterando desde la izquierda que sigue pensando en su mantra particular que los jóvenes las apoyan en un número bárbaro. Y es verdad. Pero luego estos mismos jóvenes no van a votar y se quedan en su casa.    

Pero sobre todo donde los jubilados tenemos el cielo ganado es en el consumo o el consumismo por vicio. Ya tenemos móvil, ya sabemos manejarnos por internet, ya compramos cámaras digitales de calidad, incluso ya tenemos tablet, televisión por cable, viajamos, vamos de restaurantes y museos, exigimos y compramos. ¿Cuando se darán cuenta los publicistas que el dinero durante dos décadas lo van a tener en sus manos la gentes que hoy tienen de 55 años para arriba?

Los jubilados incluso follamos, bebemos whisky de malta, entendemos de cervezas belgas o de los diferentes tipos de salmón ahumado. Y se me dirá que no, que sólo algunos, y es verdad esto. Pero también lo es que lo hacemos y sabemos hacerlo en una proporción mayor que a ninguna otra edad. Incluso diría para terminar de joder, que nuestros hijos o nietos dependen en gran medida de nosotros. Los ayudamos con dinero, con habitacionalidad, con formación añadida e incluso me han dicho que en algunos casos hasta con hacer de criados y de conserjes, de cuidadores de nietos pequeños o de mascotas grandes. Somos la leche, pero en silencio.

23.11.15

El valor de algunas cosas lo desconocemos

¿Y si mezclamos algunos objetos de deseo con algunos objetos necesarios y otros objetos sin ningún interés, y quitamos de este baúl aquellas cosas que se nos escapan, para dividir todo por una fuerza mayor?

Me dicen que en realidad quedarían aólo algunas cosas. ¿Pero con qué valor?

18.11.15

La pequeña posible bomba que hizo estallar el avión ruso

Esta sería la posible bomba con la que el ISIS habría destruido el avión ruso el 31 de octubre mientras cruzaba el Sinaí. No es seguro de sea efectivamente un tipo de bomba tan rudimentario como el mostrado por los terroristas, parece además de muy pequeña, muy rudimentaria. Las propias autoridades rusas habían hablado de una bomba sobre 1,5 kilos de peso. En cualquier caso estamos hablando de un tipo de bombas pequeñas que van a requerir unos tipos de controles todavía de más calidad y tiempo de espera. Desgraciadamente estamos inmersos en tiempos violentos y complejos, donde todos debemos estar atentos de todo. Y olvidarnos del miedo, pues es precisamente eso lo que buscan los terroristas. Pero conociendo sus herramientas de matar, podemos defendernos mejor de ellas.

16.11.15

Hoy hemos estado hablando con dos esclavos

Hoy hemos estado hablando con dos esclavos. Elegantes ambos, matrimonio, serios pero educados, nos han pedido poder colarse en la fila hospitalaria del preoperatorio. Ellos saben que son esclavos, pero lo disimulan con elegancia, debe ser la edad y al experiencia sumadas, tal vez la debilidad que otorga el esclavismo, el ser voluntarios de su propia situación que nunca admitirán negativa. Pero su edad bastante mal llevada les hacía más clientes de ser ayudados que de ayudar.

Ambos superaban claramente los 70, esa edad en la que se puede estar muy bien o aceptablemente mal. Y nos han pedido pasar por delante del anestesista pues iban con un nieto de medio año en un carrito y preferían que no estuviera mucho tiempo entre hospitales. Y tenían razón. Eran candidatos a ser ayudados, sin duda, y en cambio estaban de esclavos, trabajando de voluntarios en una consulta para ser operado él de cataratas esta misma semana. Se apoyaban mutuamente en su deambular por el hospital de consulta en consulta, todos a una. Con el carrito del nieto. El más responsable sin duda era el nieto que no ha despegado la boca en todo el trayecto por los pasillos, delante de nosotros en la vez, colados con sumo gusto para intentar estar lo menos posible entre virus.

Los esclavos se han ido gustosos poco antes que nosotros, llenos de gotas e indicaciones. El nieto se ha comportado como un hombre de seis meses, y los ha cuidado en todo momento.

Los muertos están por aquí, pues esto es el purgatorio

La gente es rara de narices. El otro día conocía a una persona que habla con los muertos como quien habla con el vecino en el ascensor. Bueno, mucho mejor. Lo curioso es que no sólo habla esta persona con los muertos, sino que los muertos le responden a ella. Y aunque nosotros, los que rodeamos a todos ellos, no nos demos cuenta, también los muertos hablan con nosotros, creyendo que son simples casualidades. Jodo.

pero hoy he conocido a una persona que reza todas la noches por las misiones. Las misiones no son las tareas, los trabajos, no, son “La Misiones”, esas cosas que en los años 60 servían para que durante varias veces al año nos dieran a los niños unas cabecitas de barro de chinitos o negritos y nos fuéramos por las calles pidiendo limosnas. Las “misiones” son como las ONG pero en plan antiguo, de la Edad Media más o menos.

Ya no se trata pues, de creer en los santos, en Ala o en Dios. No. Se trata de creer en los muertos y en Las Misiones. Quien no cree en algo imposible es porque no quiere. Criticamos a los politicos por que no cumplen lo prometido, pero en cambio admitimos que los curas nos ofrezcan el cielo y luego no nos quejamos de que nos mientan pues el Cielo no existe. Creo. Creo en no creer. Yo iré al Infierno, que por cierto, tampoco existe.

La persona que habla con los muertos me llegó a explicar un dato curioso. Los muertos no están entre nosotros siempre, no es posible hablar con ellos de por vida. Eso depende. Están aquí los años o meses que les ha tocado de Purgatorio. Luego ya, se van definitivamente para no volver hasta el Cielo. Es decir, si logras hablar alguna vez con un muerto, date prisa que se nos va al Cielo echando hostias. Y encima tienes que saber que si hablas con él es porque fue algo malo y no ha podido entrar de forma directa al Cielo. Yo por eso no consigo hablar nunca con mis muertos. Los míos fueron todos muy buenos y entraron directamente al cielo.

14.11.15

Contra el terror, serenidad social. Es la mejor arma para atacar

La guerra ha vuelto a entrar en Europa, se acerca a donde todos convivimos. En estos momentos poco se puede escribir que no sea pedir mesura inteligente y unirnos a nuestros defensores mientras apretamos los dientes.

Necesitamos seriedad política, fuerza social, calma tensa, análisis calmado y un dolor contenido. No es fácil defenderse contra el terror tan fácil de ejecutar, contra las guerras de la mínima expresión que pueden hacer un daño moral tremendo.

Pero en estas situaciones hay algo que funciona siempre bien. Hay que estar unidos, pues los enemigos, siempre, son los que atacan.

13.11.15

¿Quienes son los Reyes Magos de verdad?

Tengo ganas de que llegue diciembre. No por la Navidad pues esta ya se puede disfrutar si se quiere; uno va al Corte Inglés y se da una vuelta por los belenes, se compra cena y disfruta de Nochebuena un 13 de noviembre mientras ve Sálvame de Luxe con cava del bueno e intentando entender el lío del Matamoros ese, que más parece un señor con tornillos en el cuello y que lanza babas venenosas que un ejemplo de robot metálico. Vale, vale, que sea cava de Aragón, sí, que el catalán está un poco amargado.

Tengo ganas de que llegue diciembre para terminar con tantos periodos electorales, para borrarme de “favoritos” tantos medios de comunicación agolpados y que dicen siempre lo mismo, cuando no son esos mismos medios los que despiden a periodistas tras 21 años de curro dando el callo, por decir que igual hay censura. La mejor forma para demostrar que NO hay censura es aplicando la censura. Cosas del siglo este, que no sabemos si seguirá igual de asqueroso y hasta cuando.

Pero tras diciembre igual tenemos tres años de descanso electoral, siempre que Artur Mas en Cataluña quiera cortarse el pelo como le digan los de la CUP y se adapte a ser anarquista del siglo XXI. Que digo yo que en algún momento serán capaces de tener Presidente de la Generalitat antes de Presidente de la República. ¿O igual es el mismo? Aunque bien pensado podrían tener los dos cargos en simultáneo y así sería más sencillo darle una jubilación de oro a Pujol y otra a Artur Mas.

Tengo ganas de que llegue diciembre para ver si por fin el frío mata los mosquitos nuevos que van saliendo como setas del otoño húmedo. Un general que nos lo meten con calzador, algunos tipos nuevos que desde Cataluña nos explican lo bueno que es ser independientes, unos filósofos que en vez de seguir filosofando se meten a la política por la puerta principal sin saber dónde están los wáteres o unas buenas gentes que están acojonadas con lo que puede venir tras el fin del ciclo.

¿Fin de Ciclo? ¿Otra reforma en la Educación y en los Ciclos? No, dicen que solo se reformará la Constitución, pero más que nada para que no se la coman con patatas los que desean seguir el mismo camino emprendido por los catalanes. Mucho me temo y con razones, que la próxima Constitución me va a gustar menos. Mucho menos a los aragoneses que leemos, que cada vez somos menos. Unos tipos raros, nos llaman. Si se atreven a limpiar de polvo la Constitución meterán a los aragoneses junto a los murcianos y los de Cuenca, que son muy buenas gentes pero ninguno tiene Fueros ni ganas.

Tengo ganas de que llegue diciembre para ver qué me traen los Reyes. Los de verdad, claro.

12.11.15

¿Y la vida de qué está hecha?

La vida, la nuestra también, está hecha de días que no significan nada, poca cosa, brochazos que se van sumando.

Pero de momentos que lo significan todo.

9.11.15

El bálsamo de Fierabrás que todo lo cura y no empleamos

Ya tenemos la palabra mágica, la medicina para todos nuestros males, el don de la solución a todo lo que nos afecta, el final de todos nuestros errores.

Simplemente: PACIENCIA


Un maniquí que se está disolviendo

La tienda está en Barcelona
Que en la entrada a la tienda te reciban con el suelo lleno de pétalos de rosas no es lo habitual, pero con tal de llamar la atención todo sirve en publicidad. Una gran marca de lujo puso este maniquí con un vestido que parecía disolverse poco a poco, para llamar la atención desde la misma entrada al establecimiento. Casi daba respeto entrar para no pisar el conjunto montado al efecto. Pero la publicidad tiene estos guiños. Si entras tienen más posibilidades de vender. Quien no entra es imposible que compre.

7.11.15

Enormes y larguísimas piernas de una señorita fotógrafa

La fotógrafa española Ángela Burón juega con nosotros, con sus personajes y con nuestras miradas distraídas. Es un trabajo sencillo pero efectivo para retenernos unos segundos de más, tarea que en los últimos tiempos es todo un éxito, de entrada. Las piernas son las de ella misma, pero me temo que algo más escasas de dobles, aunque no sabemos si tan largas.

Otra gran librería engullida por una tienda de ropa

Ayer vi con tristeza y asco como una gran librería del centro de Barcelona había sido engullida por una tienda de ropa con nombre de fruta tropical. El local era enorme pero ya tenía en uno de sus laterales otro inmenso espacio de tienda de ropa, aunque sin duda debe necesitar más para fardar de tamaño. Adiós otra librería. 

Uno, que sabe que cuando quieren en estas tiendas de ropa fina hacen rebajas brutales, se pregunta la básico: ¿Si cuando les da la real gana bajan el precio del pantalón al 50% o incluso si me apuras, más todavía y no venden a pérdidas; qué margen tienen en el precio de venta? 

La ropa que se vende en muchas tiendas "bonitas" está fabricada en países y empresas donde los  derechos laborales no existen. El precio de fabricación nos resulta imposible de trasmitir en euros pues nadie se lo creería. Pero mientras tanto hemos perdido una gran librería en Barcelona, otra más que se suma a la pérdida de la formación y la cultura. ¿Qué mierda es eso de la cultura?

Sin duda la solución es mirar para otro lado y esperar que toda esta basura social explote, pues nos hemos convencido de que no caerá encima de nosotros. Si acaso encima de nuestros hijos. Así que no debemos sufrir

6.11.15

Los ojos siempre miran desde la oscuridad interior

Nunca sabemos desde donde nos miran, pero tampoco saben ellos con qué ojos miramos nosotros, a quien representamos, qué capacidad tenemos de llevarnos con la mirada unas sensaciones u otras. 

—No sabe usted con quien está hablando— y efectivamente no lo sabemos. Pero tampoco la otra parte sabe quien está escuchando, con quien espera tener razón, a qué se dedicará quien escucha, con todo aquello que se lleva.

Los ojos siempre son negros, o casi. Y siempre son penetrantes y misteriosos. Ojo con las palabras, pues siempre son vistas con ojos oscuros.

Sobre filosofía y política en ideas


Toda filosofía supone asumir una idea política.

Todas las ideas políticas se sustentan dentro de una filosofía determinada.


5.11.15

Yo soy humano. Pero hoy creo haber encontrado a más

Tras una visita a los ahora denostados zoo ha salido pensativo con esas serias dudas que llevo años mascullando sobre donde estamos, qué somos, qué derecho tenemos para comportarnos así con el mundo que hemos recibido. Y sobre todo cuál es el motivo para creernos con más derechos que el resto de compañeros de planeta.

Ha sido tras estar un tiempo viendo a los chimpancés, cuando me he dado cuenta que en realidad no somos mucho más que todos ellos. En un momento dado ha salido de la zona donde estaban más ampliamente vistos los ejemplares de chimpancé y me he dirigido hacia otra cristalera desde donde lograr una fotografía mejor. Al llegar allí me he cruzado con tres que se dirigían a escasos centímetros de mi hacia una zona escondida, guiados por un ejemplar de pelo canoso. La mirada ha sido fulminante, exquisitamente humana. 

—¿Por qué nos miras?— he sentido que me decía con la mirada de desprecio. He reconocido un diálogo no verbal entre semejantes, como lo que puedo intuir en reuniones de trabajo, en diálogos duros entre humanos.

¿Donde está la separación, el punto donde nos queda claro qué es un humano y qué no? Puede parecer la duda un maximalismo, una idiotez, un absurdo ya muy aclarado. Pero he sentido en ese momento esa mirada inteligente de quien sabe qué decir y comunicar con un simple gesto. Algo que los que tenemos animales de compañía sabemos entender de otra manera pues nos hablamos no verbalmente con nuestros amigos, muchas veces todos los días. 

Aquel chimpancé de pelo canoso me ha parecido muy humano además de muy cabreado conmigo por estar mirándolo en su casa, sin ser invitado por él. Debo estar tonto.

4.11.15

Soy bonito, pero insuficiente. Creo

¿De verdad se puede ser bonito pero insuficiente? 

¿Quien da la medida de la suficiencia en la belleza? 

Nada está claro, en serio. 

Esta calavera era preciosa mientras estuvo viva, es decir, entera. 

Ahora efectivamente resulta insuficiente.

Esta noche toca travesuras. Tú misma o mismo

Esta vida es un carnaval, llena de sorpresas agradables y algunos sinsabores excesivamente valorados. Los niños hacen travesuras, pero no sabemos bien hasta qué edad. Los hay que con 80 años continúan con sus travesuras, son niños grandes de tamaño, llenos de vitalidad y de ganas. ¿Quieres ser como ellos? Disfruta al máximo de una noche de travesuras, de carnavales carnales y propios, pues esta noche es única. La de mañana será otra.

3.11.15

Hoy es un buen día, incluso para sonreir

Hoy es un buen día, incluso para sonreir. No lo dudes, no te lo preguntes. Hazlo. Si sonríes ganas tú. Y ganan todos los que te están rodeando. Sonreír es gratis y agradable. Es fácil. Es sano y se multiplica. Y es imposible que nos digas que no sabes. Hazte un favor, sólo para ti. Sonríe ante un espejo.

2.11.15

¿Y por qué no somos capaces?

El artista austriaco Rainer Ganahl nos pregunta: ¿Y por qué no somos capaces?

Incluso nos deja un espacio para respondernos. 

La verdad es que si supiéramos responder, seríamos capaces.

Amenazas a los españoles: las mínimas. Por favor

Dicen algunas voces enteradas que existe en España un político pequeño pero muy grande en otros tiempos, que amenaza con un dossier que de salir a la luz volcaría todo el sistema política de la democracia en España. Reescribiría la historia de las cuatro últimas décadas en España.

Este político, dicen los mal pensados, amenaza que si al final acude a los juzgados y no como visitante, sacaría estos apuntes para joder a todos y arrojar luz, aunque sea negra.

Lo mejor, en serio, es dar por sabido este dossier, actuar como si ya lo hubiéramos leído, y voltear de verdad a todos los políticos que suenan a viejos. Actuar en España como si efectivamente este pequeño político nos hubiera demostrado lo que todos ya sabemos, y mandáramos a cascala a todo lo que suena a viejo o a cómplice de los viejo. No es tan difícil.

Pongamos cerditos por las calles, y disfrutemos

Unos cerditos y lobos en las calles londinenses de la mano del artista Malarky, aprovechando los lienzos callejeros para dar vida, color y alegría a las calles grises de algunos barrios ingleses, mucho más feos que los españoles, que disfrutamos llenos de vida, de comercio y de personas caminando por sus calles.

1.11.15

Siendo adultos intentamos tutelar las sombras del futuro

La sombra del futuro siempre tiene forma de niño. Representan el motivo por el que luchamos, construimos e incluso destruimos lo que nos encontramos. Nosotros no somos casi nada sin el futuro generacional. Pero curiosamente las sombras siempre son alargadas. Como curiosamente también siempre como adultos intentamos guiar y tutelar las sombras del futuro.

Fotografía de Kyung-Hoon/Reuters
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...