Los divergentes caminos del hambre que se juntan en el futuro

Los fotógrafos Maurizio Gambarini y Jonas Gratzer (autores de las dos imágenes) me lo han puesto muy sencillo. Caminos divergentes que se separan sin encontrarse, sin mirarse de frente. Pero el desplazado que no es de ningún lugar, el que quiere huir del mundo para encontrar el mundo, anda de frente mirándonos a nosotros, mientras los que deben encontrar soluciones nos dan la espalda, le dan la espalda. Desde Malasia o desde Libia, desde Birmania o desde Siria. Unos quieren venir y otros solo saben dar la espalda a una realidad complicada pero que está llegando.