Páginas

Sin cebada no hay cervezas


El humor no está reñido con las reivindicaciones, y ahora en el febrero de 2024 con tractoradas de las gentes del campo solicitando ayudas para sobrevivir, se pueden ver tractores que entran en las ciudades con estos carteles. 

No voy a entrar en ese lucha que parece de personas del mundo rural contra personas del mundo urbano. Lo dejo así y me río. Necesitan dignificar y mucho un trabajo mal pagado del que se aprovechan muchos intermediarios. Pero las formas manipuladas, no me gustan.